lunes, 28 de julio de 2008

Etapas y sensaciones

.


Si tengo que describir cómo me siento, la palabra elegida es ligera. Y repartiendo florcitas como la del dibujito.

Pero hay algo más, la sensaciónde que algo se acabó, de que algo se acaba y que algo recién comienza. Y está bueno.

Se redefinieron lealtades en virtud de encuentros y desencuentros. Apareció gente nueva que en principio me cayó bien y que con el correr de los días demostró ser la clase de gente con la que elijo no estar y me dio tristeza, porque de ese lado me quedaron afectos muy preciados, pero me tengo que acomodar y revisar mis propias actitudes, porque en el medio del quilombo hay cosas que no me arrepiento de haber dicho sino de cómo las dije. Pero ya voy a ir acomodando ese tema. Si de algo me di cuenta es que la única manera de arreglar las cosas es estando primero muy, muy bien conmigo. Y si podemos hablar y encontrarnos, qué bueno y sino...Pero supongo que sí, porque la quiero mucho y la extrañé los últimos días. Y me gusta creer que ella a mí.
Gente vieja pegó un portazo y se fue. Lo preocupante es que no me provocó más que alivio esa marcha. Una fuga necesaria. Y que no lamento en lo más mínimo.

Nació una amistad nueva, bienvenidas de alma plagadas de guiños y sonrisas. Reafirmo otra (que se quedó por ahora, mientras busca el sambuchito), una y otra y otra vez, aire que respiro, agua, tierra y metal. Celebro la L y la S, queridísimas mías, hermanas encontradas. Me endulzo en la A con c de... y en la L que cuando voy a visitar me agasajan tan lindo. Juego con palabras y me detengo en la J de imaginación. Y hay otra J más que fue mi primer vínculo en la red. Y la M de tu nombre y Madrid. Sep, la matrix me regaló presencias reales, besos y abrazos de verdad, amistades que se escriben en mayúsculas. Me regaló ganas de cruzar fronteras para encontrarme con la F, por ejemplo y con una L en Jaén. O de visitar agencias de publicidad hasta encontrar la D. De caminar hasta tropezarme con la G. O la E que pronto voy a conocer. Ni qué decir de la Z.
Y como mi matrix tiene caras y reversos, no puedo dejar de mencionar a un chatito y a un comandante que se me hicieron tan, tan queridos. Gracias.

Este blog cumplió una etapa. No lo voy a cerrar pero ya no significa para mí lo que antaño. Lo que implica que estaré pero no. Que daré vueltas por allí cuando pueda, mientras el tiempo me de. Que habrá veces que compulsivamente postearé y otras no. Que qué alegría haberlos encontrado y que espero verlos afuera siempre porque se han hecho necesarios.

El blog fue el inicio de una búsqueda, culminó en encuentros que no esperaba, en vida bienvenida y en caminos misteriosos.

Estoy andando. Y de algún modo, mágico y extraño, es también gracias a ustedes.

Hasta mediados de agosto! (estos días estuve rindiendo finales y por eso estuvo cerrado, para que no me diera curiosidad ver qué escribían y andar tonteando en vez de estudiar).

Post Scriptum: las iniciales son las de los verdaderos nombres.
.

lunes, 7 de julio de 2008

Avatares

.
Me dice el padre que le dijo a la doctora en el ascensor:

-Porque uno a esta altura lo único que quiere es que la operen.

-Tal cual -le digo, mientras revoleo el utensilio que tenía en la mano y salpico de pasta de pancakes toda la mesada- que la operen para que le saquen lo que le hace mal o para que le pongan lo que le hace falta.

Me cago en la reputísimadre que que lo re mil parió!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Hay derecho???
No. No hay derecho.

Desde enero que la petisa se viene enfermando, dio positivo para cuatro exudados de fauce, estuvo con antibióticos casi ininterrumpidamente desde ese mes. El lunes pasado la llevo a la guardia de la Bazterrica, le sacan una nasofrontoplaca y que dice? que tiene sinusitis, cinco años y ya tiene sinusitis. Le dan un antibiótico, azitromicina, en parte, supongo, porque hacía diez días que había terminado con el optamox, suministrado durante diez días por una otitis que se le declaró después de una semana de fiebre de 39º que no le podíamos bajar con nada. Y antes el amoxidal por otra otitis. Y antes el optamox por el streptococo en la garganta, y antes el optamox por y el penoral por...grrrrrrrrrrrrrrrrrrrr

En qué estaba, ah! sí, le dieron azitromicina que terminó de tomar el sábado pasado, es decir el sábado 5 de julio. Ayer, volvemos del Village, fuimos a ver Kung fu panda por primera vez Vic y yo, por segunda vez la niña, y cuando le doy el beso de las buenas noches después de leerle el cuento de los monstruos Pelusilla, qué constato, eh? eh? FIEBRE y no la de Coca, precisamente.
38º grados que hoy a la mañana eran casi 39º y que no le baja por supuesto.

La cosa es que algunos pibes vienen fallados y una no los puede devolver, no sólo porque no se puede y porque aunque se pudiera no es políticamente correcto y mucho menos éticamente pensable, decía que, además, una con el correr del tiempo, se encariña. Las pequeñas bestezuelas se le hacen a una, madre al fin, indispensables para ser feliz.

Y no solamente nos ponemos mal por ellos, porque los queremos ver bien (y reconozcamos, los queremos ver en el colegio), contentos y sanos sino porque queremos recuperar la vida tal y como la conocemos D.N. (después del nacimiento) y sobre todo D.I.E (después del ingreso a la escuela) porque A.N. (antes del nacimiento) no la recuperamos nunca más.

O sea, los que no tienen hijos piensenlón y hagan dinero para pagar una buena prepaga, porque está caro comprar remedios y llevar cada dos por tres a los chicos al médico.
.