Ir al contenido principal

Infierno


Tal vez el infierno es otra idea del paraíso, su versión terrenal, caótica y en llamas.
Un lugar al que llegamos por equivocación, desesperanza, por la maliciosa influencia de terceros o porque tuvimos ganas. No lo se.
Tal vez el infierno es el agobio que siento cada vez que te vas, como si el mundo se quedara de golpe a oscuras y yo a tientas. O el deseo de que te vayas después de quince días, como si tanto amor hecho y deshecho entre sábanas y amaneceres necesitara un descanso para seguir creciendo.
Quizás es la evidencia de que todo aquello que tomamos por cierto, real y verdadero no es más que una ilusión y de allí que no podamos escapar de un lugar al que nunca supimos cómo entramos.
Tal vez, es la puerta oscura de la libertad, y atravesarlo nos gane el derecho de encontrar la salida.
Tal vez, es el camino difícil a la felicidad.

Y como sea, estamos juntos, hasta el final.

Comentarios

Z... dijo…
Hola Alex, no sé si es otra idea del paraíso, pero sí su contracara. si no conociéramos el infierno, ¿qué paraíso reconoceríamos?
saludos!
Cecilia dijo…
Creo que la vida está llena de pequeños infiernos y que el más grande de todos ellos es el desamor (desamor entendido como no amar ni ser amado y no hablo de pareja).
Donde hay amor, del bueno, del verdadero, que es grande e incondicional, entre otras cosas, los pequeños infiernos se apagan con el extintor de incendios.

Besos.
deapoco dijo…
besho nena, muy.
chirusa dijo…
es lo que hay no?
fuerza canejo
besos hasta el final
Gabriel dijo…
El infierno sea tal vez imaginarte a cierta altura, dentro de esos 15 días de su ausencia o presencia (no se cual puede ser más cercana al infierno tan temido), cuando se te suma la visita de tu puntual amigo Andrés.
Deberíamos preferir estar en Jujuy, no? :P jejeje
Ana C. dijo…
No parece todo eso muy infierno. Sólo la vida...
Alex dijo…
Hola Z..., gracias por pasar por aquí. Siempre necesitamos los opuestos.

Sí, la vida está llena de pequeños infiernos y grandes paraísos. Tal vez sea una cuestión de perspectiva, Ceci.

Dea :)

Exacto, Chiru, es lo que hay. Dame un mate plissss.

Gaby Si serás patán!

Ana C., la vida y sus matices :)
gerund dijo…
:)

la mejor, en cuanto a desagradable, descripción del infierno que leí hasta ahora está en Retrato del artista adolescente de Joyce, en boca de un cura malvado que trata de aleccionar a los jóvenes, diciéndoles que el infierno es un eterno ataque a cada uno de los sentidos: absoluta oscurida, olor putrefacto, gritos constantes de dolor y desesperación, etc. etc.
es una de las partes más difíciles de leer del libro, porque (según mi humilde opinión) el lector es llevado a sentir la misma angustia que el pobre Stephen Dedalus...

igual, no tenía nada que ver con tu post. jiji.

besito
Mau dijo…
sintetizando, se podría decir que el infierno es la ausencia?
Bello escrito, y se siente el infierno... pero seguro dejaste una cuerda que te lleva al próximo paraíso. Beso Alex.
(Qué maravilla Klimt!)
Gabu dijo…
Ese infierno creo que algunas veces suele ser encantador,se nos mueven y revuelven cositas adentro...
Tiene sabores,pero uno siempre tiene la posibilidad de agregarle algún que otro condimento para que sea desabrido ó sabroso...
O sea...es miti y miti y como siempre digo si uno no quiere,dos no pueden!
Lo mejor es continuar el camino...

MIL BESAZOSSSSS
Alex dijo…
Gerund, no leí el Ulyses pero sí El retrato, no tenía presente la descripción. Joyce me resulta arduo, no terminé Dublineses, fijate.

Mau, creo que es la mezcla o más bien la exageración, cuando hay mucho de todo como que se estancan los sentidos. Y ya no percibís claramente.

Gabu, sí, creo que pasa un poco por ahí, miti y miti :)
vic dijo…
tal vez sea el camino de los que buscan, y eso significa atravesar desiertos para llegar a los oasis.
o al revés, dejar los oasis para acordarse del desierto y volver sediento a los oasis...

elegiste a klimt, me encanta :)
beso
Alex de Seven dijo…
Vic, a mí también me encanta Klimt!!!!!
Malenita dijo…
Y a mí, lindas!! Me enamoran sus cuadros. Creo que el paraíso debe tener mucho que ver con esos dorados. En cuanto al infierno, me lo imagino más feíto. Un besito, reina.
Caracol dijo…
Pero si son 15 días de infierno y 15 de paraíso suena muy bien...
Ojala todos los infiernos sean a término.
Alex dijo…
malenita, tanto tiempo sin escribirnos!!! Sí, el paraíso debe ser un cuadro de Klimt.

Carracoll, que sean a término...no depende de uno?
Caracol dijo…
creo queno, por lo menos en algunos casos...seguro que no.
DudaDesnuda dijo…
Te regalo unas palabras de Italo Calvino, que encontré (creo) en su libro "Las ciudades invisibles"

"El infierno de los vivos no es algo que será: hay uno, es aquel que existe ya aquí, el infierno que habitamos todos los días, que formamos estando juntos. Dos maneras hay de no sufrirlo. La primera es fácil para muchos: aceptar el infierno y volverse parte de él hasta el punto de no verlo más. La segunda es riesgosa y exige atención y aprendizaje continuos: buscar y saber reconocer quién y qué, en medio del infierno, no es infierno, y hacerlo durar y darle espacio."

Te quiero, paparula.
Besos y mares.
zorgin dijo…
Ud me hace acordar a las niñas de catorce años, todo romanticismo esperando la fiesta de quince... ;)
Criminel dijo…
Yo ya no creo en esas cosas. Pero la felicito por la descripción y le deseo que el destinatario se lo merezca.
microcosmos dijo…
:'(
(pero muy bello)
Alex dijo…
La diferencia de opiniones, está, querido Caracol, en que creo que las decisiones siempre dependen de uno aún las que parecen compartidas y las que parecen que dependen de otros. Decido que acepto, decido que no. Decido que quiero, decido que no quiero y así hasta el infinito, es una manera de no sentirme víctima de las circunstancias.

Dudis, hermosas palabras, gracias por el regalo.
Besos y alegrías y sabés que yo ídem.

Zorgin, gracias por reconocer la juventud de mi espìritu :)

Criminel, y yo le deseo a usted que encuentre el camino que lo lleva a la salida del laberinto. Y que el Minotauro esté dormido.

Micro!!!!!!, un alto en la graduación???? ;)
Besitos
angustiado dijo…
gurvich
ese es un gran artista plástico
mi otro yo dijo…
Siempre creí que el infierno se lo crea uno. Pero bueno por lo menos sabes que van juntos.

Besos
Alex dijo…
Angus, en cuanto vaya a mirar te digo si me gusta o no me gusta.

Sol, depende de cómo me levanto ;)
Y sí, juntos
Mikaelina dijo…
Pues yo estoy con caracol, tu infierno es envidiable!!

Y me encantó la cita de Duda!!

Beso.
Cecilia dijo…
Qué linda la cita de Duda!!!! (leí el comentario de Mikaelina y me fui derechito a Duda).

Besos!!!!
Alex dijo…
Muy buena la cita, realmente!!

Entradas más populares de este blog

Tempora tempore tempera -Aprovecha el tiempo oportunamente-

Es como cuando viste el borde del mundo. Esa sensación de infinito, de pequeñez (propia) y de inmensidad (del mundo). El mundo es todo eso ahí, lo que no abarcás con los brazos, lo que escapa a la mirada, lo que fue, lo que es, lo que será futuro a partir de este instante y este instante y esta instante... Tiempo, fugaz, eternidad que dura un parpadeo pero te marca para siempre. Si tenés suerte. Sino es como el perro de pelea que no suelta hasta que lo que tiene en la boca no de ja de moverse. Así que claro, pequeño muy pequeño para que el perro no te encuentre.

Cosas que te vuelven de golpe. Flashes cegadores de memoria en carne viva. Cerrás los ojos y te tapás la cara con el brazo en un vano intento de protegerte del resplandor. Porque es adentro. Te pasa adentro y querés huir. Más adentro no, más adentro es la médula y ahí duele como mil demonios sanguinarios. Entonces, decís, afuera. Afuera, ese lugar lleno de Otros que justo hoy son tan amenazantes, presencias que te aluden -y vos…

Toda una definición

Cuando yo uso una palabra --insistió Humpty Dumpty con un tono de voz más bien desdeñoso-- quiere decir lo que yo quiero que diga..., ni más ni menos.
--La cuestión --insistió Alicia-- es si se puede hacer que las palabras signifiquen tantas cosas diferentes.
--La cuestión --zanjó Humpty Dumpty-- es saber quién es el que manda.

Un Platón lleno de ideas (final)

No crean que a Platón no lo complicaban estas cavilaciones, esto de crear una nueva filosofía tiene sus bemoles y si hubiera sospechado las repercusiones que iba a traer en los siglos que siguieron, uf! tal vez no escribía nada.


Quedamos en que había un mundo de cosas que cambian y que ése así como era no se podía conocer, se puede opinar nomás.


Tiene que haber otro mundo, decía Platón, más verdadero, un mundo en el que se pueda confiar, donde las cosas son como son siempre. Un mundo de cosas bellas, buenas, justas, perfectamente cuadradas, redondas, negras, blancas, iguales, etc., etc. Lo había encontrado, había encontrado aquello que es y que además de ser permanece así: siendo. Y lo llamó ideas. Y esas ideas, de las cuales las cosas del mundo cambiante son simples imitaciones, sí se pueden conocer porque lo que no cambia no te engaña y lo que no te engaña se puede conocer muy bien. De él tenemos esta frase "Conocer es recordar" porque creía, realmente estaba convencido de q…